Sopas: calor y color nutritivo

El invierno está en su pleno apogeo, con bajas temperaturas, lluvia y nieve. Y lo que más apetece es un plan hogareño o como mínimo un plato calentito que nos ayude a recuperar el tono… y en cuestión de tonos, ya sabéis que essie es imbatible. Hay colores que inspiran cosas increíbles, y hoy nuestra inspiración nos ha traído hasta el mundo de ‘souping‘, un fenómeno social cuya protagonista es la sopa.

A estas alturas nadie duda del poder depurativo de los zumos detox, de los que ya hemos hablado aquí, pero ¿alguna vez os habiáis planteado que las sopas podían ser una alternativa? Pues lo son. Además de nutritivas y sabrosas. Y con una madrina de lujo, como la actriz Gwyneth Paltrow. Las sopas caseras son una excelente fuente de vitaminas, calcio, fibra y proteínas, lo mejor para los meses más fríos del año. Pero es que además su variedad cromática es altamente inspiradora.

Os traemos tres ejemplos de sopas que nos evocan tonos essie. La primera está asociada a ‘clambake‘, un rojo anaranjado brillante y energético. Se trata de una sopa de tomate, el rey de la vitaminas y lentejas rojas, ricas en hierro e hidratos de carbono, con un toque de suave mascarpone. Una gozada para el paladar… ¡y la vista!

nutrir uñas

La crema de calabaza es un clásico en la gastronomía de invierno. La calabaza es un antioxidante muy efectivo, ayuda a eliminar la grasa, es diuretica y tiene un gran aporte de vitamina C. Esta sopa además lleva nuez moscada, nata y semillas o pipas de la misma calabaza, lo que garantiza el nivel de proteinas suficiente para llegar con fuerzas a nuestro encuentro con el atardecer. Y es que es difícil no asociar el color de este plato con la puesta de sol, y por supuesto con ‘meet me at sunset‘, un romántico coral de essie.

nutrir uñas

Los japoneses no sobreviven a base de sushi, también tienen platos calientes y sus sopas son una parte fundamental de la cocina nipona. El ramen es una sopa tan contundente que constituye un plato único, que suele llevar fideos de trigo o arroz yen muchas ocasiones carne o pescado, lo que lo hace más completo aún. Pero la reina de los caldos japoneneses es la sopa miso que es, además, un alimento detox sin paliativos. Puerro, cebollino, akga wakame, soja y tofuson los ingredientes de esta mítica sopa con su característico tono ‘over the knee’, un color tierra elegante y ancestral.

Deja tu comentario