Vanity Fairest, la historia

Espejito, espejito mágico; ¿cuál es el rosa más puro y perfecto?

La respuesta está clara. No podría ser otro más que ‘vanity fairest‘, un rosa pastel delicado y con un tenue resplandor que le da un halo mágico. Este tono es un pasaporte al mundo de los sueños, las princesas y las damas románticas de todo el mundo. Es la guinda ideal para las mujeres que buscan un atisbo de lo chic pero discreto.

Creado en 2005, este color essie se ha convertido en el favorito de celebrities de primer nivel como Kate Hudson, Jennifer Lopez y Chelsea Clinton. Fue la elección de Sarah Hyland en la alfombra roja de los 2014 SAG Awards.

Encantadoramente pálido, ‘vanity fairest‘ es un éxito temporada tras temporada, tanto en Nueva York como en París. Este año ha sido el color fetiche de figuras de la alta costura como Altuzarra y Jean Paul Gaultier.

manicura princesa 2

 

Para Essie Weingarten, fundadora y directora creativa de essie, ‘vanity fairest‘ es “ese favorecedor destello para completar el brillo de una fiesta perfecta”. No importa en que momento te encuentres, te encapricharás de este tono y deslumbrarás como tocada por la varita mágica de tu hada madrina.

 

3 Responses to “Vanity Fairest, la historia”

  1. PATRICIA

    Lo probaremos, no lo conocía la verdad….y parece más neutro que el Mademoiselle.

Deja tu comentario